Castilblanco de los Arroyos es una Villa situada en las primeras estribaciones de Sierra Morena, en la Sierra Norte de Sevilla. Ubicada en el Corredor de la Plata, y a una distancia de 33 Km. de Sevilla, es también cruce de caminos, en la ruta Camino de Santiago. Pueblo de origen romano. En él sitúa Don Miguel de Cervantes la acción de una de sus Novelas Ejemplares, “Las dos doncellas”.

Destaca entre sus monumentos la Iglesia del Divino Salvador, de planta mudéjar, reformada en los siglos XVI y XVII, obra de Francisco Dionisio de Rivas, tiene además, numerosas pinturas y esculturas muy estimables.

Se celebra el último domingo de agosto la romería del patrón, “San Benito Abad”, que se encuentra a 12 km. cerca del río Viar. Una de las romerías más famosas de la comarca se celebra el segundo o tercer domingo de septiembre, en honor de la “Virgen de Escardiel”.

Son numerosas las personas que que se congregan en época estival, llegando incluso a triplicar la población.

¿Qué encontrarás en Castilblanco de los Arroyos?

La localidad de Castilblanco de los Arroyos se encuentra en la Sierra Norte de Sevilla, un enclave privilegiado en el que podrás disfrutar de sus costumbres, gastronomía, paisajes, etc.

Entorno Paisajistico

De cara al encuentro con la naturaleza, podemos aprovechar la zona de ocio de “Siete Arroyos”, a 5 kms. del casco urbano, y las “riberas del río Víar”, a 12 Kms. de la localidad, ambas por la carretera que conduce hacia El Pedroso.

Castilblanco de los Arroyos está a 15 km. Parque Forestal de Almadén de la Plata , de gran importancia tanto desde el punto de vista natural como paisajistico. Están presentes especies como la nutria, el búho real, el águila imperial,…. pero sobre todo destaca la población de ciervos, estimada en 3.000 ejemplares.

Gastronomía

En la gastronomía local destacan: cochinilloconejo, perdiz, carnes ibéricas, embutidos, carnes de caza. En concreto, podemos encontrar lo siguiente:

Platos: “Salmorejo”, “Pestorejo”, “Conejo”, “Sopeao”, “Menudo de cordero”, “Perdiz Guisada”, “Venteras”, “Carne de venado”, “Clásico tapeo de los bares”

Dulces: “Gachas”, “Pestiños”, “Piñonate”, “Tortas de manteca”, “Rosas”.

El ingrediente típico de muchos de estos dulces es la “miel“, muy abundante y de gran calidad en Castilblanco de los Arroyos.

Merece especial mención el Mesón La Colina, situado a la entrada de la villa en su acceso desde Sevilla.

Conoce las Fiestas de Castilblanco de los Arroyos.

El calendario festivo de la localidad incluye la Festividad de la Candelario, Fiesta del Agua, Romerías… Son acontecimientos en los que podrás disfrutar del pueblo de diferentes formas, ya que dan a éste un encanto especial. Las Festividades de la localidad son las siguientes:

Fiestas de las Candelarias.

Se celebra el día 2 de febrero.Constituye una solemnidad religiosa en la que se festeja la Purificación de la Virgen María. Su origen es muy antiguo, y el nombre deriva de la costumbre de llevar candelas bendecidas en la procesión con la que se celebra.

Esta fiesta se caracteriza por la “formación de castillos”, realizados generalmente con ramas de olivo, que cada calle o barrio compone al tiempo que son decorados con motivos muy diversos, muchos de ellos relacionados con sucesos importantes del momento; cuando llega la noche se les prende fuego a todos estos castillos. Y con el fin de que sean los más pequeños los que sigan con la tradición, se premian aquellos castillos que reúnan ciertas características como tamaño, decoración, realización…etc.

 

Fiesta del Agua.

Se viene festejando desde el año 1986 y su celebración coincide con las “Fiestas Municipales de la Virgen de Gracia” (el jueves antes del primer domingo de Agosto).

Esta fiesta se caracteriza por una singular batalla entre participantes de todas las edades que, preparados con un simple cubo o cualquier otro recipiente, tienen como misión mojar a los demás. Esta “lucha pacífica de agua” — por supuesto, no potable y procedente de un poza municipal — tiene lugar entre las cinco y las seis de la tarde, en la popular Plaza Amarilla, donde todos quedan chorreando.

La deportividad y sana alegría es lo más importante para esta fiesta que conmemora la entrada en funcionamiento del nuevo “Embalse de Castilblanco en la Rivera de Cala”, pantano que abasteció de agua al municipio, poniendo fin a la grave escasez de suministro de tan vital líquido elemento que padecía el pueblo.

Fiesta en honor de su patrona, “Ntra. Sra. de Gracia”:

Se celebran, con festival flamenco de renombre incluido, a lo largo de la última semana de Julio terminando el 1 de Agosto, día en que la imagen sale en “procesión”, pero durante toda la semana previa a la procesión de “Ntra. Sra. de Gracia”, hay diversos actos culturales y religiosos:

Exposiciones: “Artesania”, “Pintura” y “Fotografía”.

Representaciones teatrales infantiles y de adultos.

“Festival Flamenco”.

“Fiesta del Agua”.

Competiciones deportivas.

Concursos gastronómicos.

 

La Fiesta de “Los Judas”.

Tiene lugar el domingo de Resurrección, y consiste en la colocación de varios muñecos de trapo en toda la villa para que el vecindario los ataque con palos y escopetas. (Hace ya algún tiempo que no se celebra).

Destacable es, igualmente, la celebración de la “Semana Santa” en Castilblanco, con los desfiles procesionales de las hermandades de Ntro.Padre Jesús Nazareno (mañana del Viernes Santo), Santísimo Cristo de la Vera Cruz y Ntra. Señora de la Paz (tarde del Viernes Santo) y la Virgen de Soledad (tarde del Sábado Santo).

Monumentos de interés

En Castilblanco de los Arroyos también tenéis disponible una amplía oferta ocio-cultural, pasear por el pueblo conociendo sus monumentos es una de las actividades recomendadas en la visita a éste.

Iglesia Parroquial del Divino Pastor.

Edificio primitivamente “Mudéjar “, fue reformado en los siglos XVI y XVII.El aspecto exterior de la la “fachada” y de la “torre” se deben a una última reforma del siglo XVII.El “retablo mayor” de la iglesia, también es del siglo XVII, obra de Francisco Dionisio de Rivas. Pero las reformas más significativas corresponden a la primera y segunda mitad del siglo XVIII. En esta última etapa son rehechas las “cubiertas de las naves” de la iglesia, gracias a la labor de dos eminentes arquitectos: Diego Antonio Diáz y Ambrosio de Figueroa, los cuales labraron la “portada de los pies”, el “cuerpo de la campanas”, el “chapitel octogonal” que remata la torre y las “bóvedas semiesfericas” y “vaídas” de la nave central y de la naves laterales respectivamente, además de remodelar los “pilares” y de levantar el “coro” del templo. En el interior del cual se conservan algunos retablos, y objetos de orfebrería de cierto valor artístico.., contando además con estimables pinturas y esculturas de los siglos XVII y XVIII.

 

Ermita de San Benito.

Enclavada en las estribaciones de “Sierra Morena”, término municipal de Castilblanco de los Arroyos, a doce Kms del mismo, y a uno del “río Víar”.Su construcción es sencilla, de medianas dimensiones y, aunque algo afectada por pequeñas transformaciones (“atrio”, “pintura del interior” y “alicato” ) ha conservado, no obstante, casi en toda su fábrica, el estilo primitivo. En su interior se venera la sagrada imagen de “San Benito”, la cual conserva el estilo de los últimos siglos:cabeza y mano de talla, cuerpo de candelero en casi su totalidad, ojos de cristal, encarnadura de fuerte colorido y habito de paño.La historia y la tradición nada nos dice de ninguna otra imagen que recibiese culto en esta ermita. De haber sido así, la tradición, al menos, algo diría sobre ella y de las vicisitudes de la misma.No obstante, esta imagen al sufrir los efectos debastadores de la naturaleza y del tiempo a lo largo de los siglos, ha tenido que pasar por varios procesos de reparaciones.En 1833 fue restaurada en el propio domicilio de “Juan Bermejo” y “María Castaño”,vecinos de Castilblanco.Así como en el año 1954 fue nuevamente restaurada en los talleres de las “Escuelas Profesionales de la Santísima Trinidad de Sevilla”

 

Otros Monumentos.

Monumento al Palmero: Representa a un palmero y un burro cargado de palmas a tamaño natural, situado en la “Plaza Amarilla”. Realizado por D.José Lemus, es un homenaje a los muchos hombres y mujeres que hicieron de la labor de la palma un modo de vida durante los años 50 y 60.

Monumento al Pensionista: Situado en la “Plaza del Maestro Castaño”, a la entrada del Hogar del Pensionista, también realizado por D.José Lemus.

Casa de la Sierra: Edificio de carácter regionalista del año 1923, es actualmente sede del “Centro Ocupacional de Minusválidos” y “Casa-Museo”. A pocos metros de ella se encuentra la “Oficina de Información Turística”. Ambas son utilizadas para la celebración de certámenes y exposiciones.

Monumento a Cervantes y a las Dos Doncellas: Ubicado a la entrada del municipio, en la llamada “Cruz Alta”. Realizado por el escultor sevillano D.Manuel Castaño, se ha erigido en homenaje al insigne escritor por la mención que hace en su obra “Las Dos Doncellas”, de esta localidad, en la cual ubica la acción de la novela.